Misión Imposible

17-04-2013 Hace rato que no pescaba, una por tiempo, otra por las casis constantes marejadas y lo mas importante porque las corvinas andan bien perdidas, salvo una salida por el día a paposo en que pude salvar el almuerzo la pesca ha estado mas que floja

Corvina Taltalina

Este FDS pasado nos pego una fuerte marejada, con olas de 4 metros que ayudarían a desenbancar nuestras tapadas playas y ayer había una pequeña ventana de buen tiempo entre dos marejadas así que antes de que cambien la hora aproveche de despedirme de las pescar tarderas.

Llegue a eso de las 7:30 hrs. y la playa parecia maremoto, algunos surfistas por el medio y una ola de 3 mtr. que se venía como locomotora encima tuyo.

Todos mis queridos señuelos vinieron a pasear y solo podían entran a la cancha mi chispa japonesa que tiene buen lance pero poca visibilidad y la koster enchulada que se queda un poco en lance pero por su flotabilidad la puedo trabajar bien lento ganando visibilidad, solo esas dos ya que traje el equipo liviano, mi caña regalona que lanza 10 - 40 grs., y mi pequeño stradic ci4 3000 con 160 mtr. de línea de 0.20 mm para 10 kls.

Estaba complicada la cosa, me puse a lanzar desde la piedra del lado norte pero en la piedra que está mas afuera, casi en la arena ya que no se podía acercar mas a la punta, lanzaba largo tratando de dejar la chispa detrás de la ola y que tomara profundidad, ya en la orilla recogía rápido ya que era terreno perdido. empece a arriesgar más tirando por el borde la roca, sin muchas esperanzas al tiempo que sonaba corazón delator de soda cuando paffffff, hace rato que no sentía esa adrenalina, era bonita al tiempo que mi carrete empezaba a chillar.

corrió derecho hacia adentro, cuando estoy en esa roca debo tener cuidado que no arranque al norte y doble por la roca ya que es bastante filuda la piedra y con mucho piure, el escenario más difícil para cualquier pescador así que lo que habitualmente hago es liberarle un poco el freno, dejar que se vaya al tiempo que me muevo a la playa y con los pies en la arena la controlo con mas facilidad,. Está vez no era la excepción, tenia mucha ansiedad ya que desde la megacorvina Iquiqueña que no pescaba algo grande, arranco derecho unos 40 mtr. pero empezó a irse al norte, la trate de aguantar mientras caminaba hacia la playa pero me gano el gallito y con una potente carrera dobla la punta de la piedra, rápidamente reacciono y salto a la piedra del lado, en donde se forma un canalon entre dos rocas, por ahí la traigo pensé, luego veo como la levanto pero ya he sacado una corvina grande por ese canalón así que sabía que hacer, la aguante un poco con el fuerte oleaje se me hacia difícil seguirla, veía donde estaba la línea pero se me fue a fondo y tuve que esperarla, ahí estaba entre medio de los piures inmovil por unos segundo, luego sube a la superficie, dos coleteos y se me va al norte...................... hasta ahí llegue dije.

Por el ángulo que tenia la línea iba a tocar la roca, reacciono sin pensarlo mucho, tomo la caña con una mano, la levanto lo mas que puedo y retrocedo para pasar a la roca del al lado, pierdo totalmente de vista la orilla ya que hay que bajar un poco, pensé que hasta acá llego la pelea pero milagrosamente al subir la roca tenía la línea directo en el mar, me paro y no alcanzo a estar un segundo de píe y la corvina hace su jugada maestra.................. sigue hacia el norte hacia el faro de los buques.

Acá ya no había nada mas que hacer porque para pasar a la roca en donde saque esa foto hay que devolverse por atrás de la roca unos 15 mtrs. para volver a subir, sin esperanza repito la misma operación, levanto la caña, corro a la roca de al lado, escalo con una mano y de rodilla alcanzo a ver como la corvina se mete debajo de la roca del faro.

No podía creer que no enrede la línea con ningún piure, la tenía ahí en línea paralela a la playa, ya cansada pero todavía con desenlace incierto, la pude traer al frente mío pero no tenia cómo subirla a la roca, menos con esta caña, la corvina cansada se fue a fondo, muy a fondo y yo con la caña totalmente flextada trataba de elaborar un plan de acción.

Mi única chance era cansarla al máximo para que saliera a flote y esperar que una ola gigante me la subiera a la plataforma.

Por fin la pude ver, a 20 mtrs. cabeceando en la superficie, no la quise acercar hasta cerciorarme que estuviera totalmente cansada, se empezó a orillar y los piueres del borde me recordaban que no todo estaba dicho, primer intento la acerco pero falto fuerza, se devuelve, segundo intento paso cerca pero aborte porque le faltaba fuerza a esa ola, la espere y por fin vino esa majestuosa ola que recogió fuerte y golpeo diciéndome toma weón, ganaste.

Realmente tenía todo para perderla y por eso mismo se convierte en una de mis pelas mas soñadas, tuve mucha suerte, el boga me marco casi 10 kls.

Con dos anzuelos como dice la normativa, también se puede.

todavía quedaba luz pero en vez de seguir pescando disfrute del ocaso y agradecí a Dios por estos momentos, cómo la pesca te cambia el día, el ánimo, tu forma de ver la vida, de disfrutar de las cosas importantes.

ya en la casa me pude sacar la foto respectiva

no era tan larga pero si muy gorda

La cábala

La grandiosa koster

y la parte sucia

Me quede pensando en si reportar o no, algunos me recomiendan cuidar los cotos y es verdad la cantidad de pescadores ha ido en aumento y a veces complica, los ilegales igual están atentos pero yo soy un pescador deportivo y me gusta compartir mis éxitos y fracasos, si me lo guardo le sacaría una parte importante de lo que es la pesca para mi, que es compartir con amigos mi gran pasión, los peces están en el agua y son de los que tiene la capacidad de sacarlos, los encargados de controlar son otros. Así que con mucho cariño hice este reporte para compartirles mi alegría.

Saludos y buena pesca para todos

por Mauricio Hernández Aliaga