Ya la echaba de menos

05-04-2012 Yo había dado por cerrada la temporada de corvinas hasta agosto pero wayote onfire se había mandado dos al hilo y en la última salida del stella el team del morro había logrado una muy buena pesca de corvinas así definitivamente estaba errado, todavía quedaban una que otra corvina. Como de costumbre para semana santa el mar estaba bravo pero hoy había una pequeña ventana así no perdía nada con ir saliendo de la pega a darme una vuelta a la mítica playa amarilla, tendría solo 2 hrs de pesca.

el mar estaba bastante turbio y espumoso, algo movido pero totalmente pescable, no obstante la ola estaba bastante larga por lo que la opción de señuelos no me convencía del todo, así que la opción mas lógica era la koster, la inseguridad me consumía pero me acorde del sabio consejo del gringo bob...."lo más importante es tenerle fe al señuelo, si no le tienes fe no vas a pescar", sin embargo el paisaje que me regalaba el ocaso hacia valer la jornada aunque la foto no la gráfica del todo.

se me escapaba la luz cuando siento el leve toque sobre la chispa, sigo recogiendo cuando siento la carga de la corvina, el freno bien suelto para no correr riesgos y siento la adrenalina de escuchar la chicharra del carrete, ya la estaba echando de menos, salvando el fin de semana cobro una bonita corvina de entre 2 a 3 kilos

luego cayo la noche pero había una luna grande así que opte por una krocodilo que me permitía recogerla mas lento, estaba seguro que andaban mas corvinas, ya bien entrada la noche eran cerca de las 9 cuando un segundo tirón se cuelga de la chispa pero no la engancho, definitivamente necesito colocarle el tercer anzuelo a la krocodile aunque me queda el consuelo que por el golpe no era muy grande la corvina.

-solo una reflexión final y este estos foros se nutren de nuestras experiencias y veo con cierta desilusión que muy poca gente está reportando, no dejemos que estos espacios vayan perdiendo la energía que se requiere, muchas veces un reporte es entretenido incluso sin capturas, solo hay que animarse a compartir.

saludos y buena pesca.

 

 

por Mauricio Hernández Aliaga